Los blogs no se mueren: autocrítica del bolígrafo inteligente

blog_1.jpg

No me gusta nada escribir este tipo de post. Hay demasiado gurú ahí fuera en la red (o aquí dentro, según cómo lo mire) como para dar la paliza con temas tan manidos como la muerte de los blogs. Sin embargo y para variar, me gustaría dar mi opinión, sólo eso, no porque creo que sea buena ni más válidad que la de los demás sino porque creo que es distinta.

Podéis hacer una breve búsqueda en Google para leer sobre el asunto o daros un paseo por Bubble Talking que es el blog que más a fondo y más seriamente ha tratado el asunto.

¿Y de dónde viene esta historia? ¿Por qué ahora? Pues aunque el vaso se haya llenado previamente, el detonante fue sin lugar a dudas la charla de Hernán Casciari en el EBE 08 titulada “La muerte de los blogs“. En esta blogosfera opaca e impermeable a lo que ocurre en el exterior cuando alguien de tanto talento llega y arremete contra tus cimientos no queda más remedio que sufrir un terremoto de dudas.

casciari.jpg

(casciari en el EBE08, foto de Alfonso Jiménez)

Personalmente y aunque no pude asistir al EBE estaba expectante ante esta charla. Un par de días antes de confirmarse la presencia de Hernán, me había dicho en nuestro podcast que “las reuniones de blogs era como si les diera por reunirse a gente con el pelo colorado” y otras genialidades que lógicamente trasladó al discurso que dio en Sevilla.

En mi opinión la charla de Hernán fue un gran chiste: duro, ácido y lleno de ironía. Una “Guerra de los mundos” de Orson Wells que sólo ofrecía dos salidas: que pillaran la broma e hicieran autocrítica o que no.

El propio Hernán se cubrió la espaldas al principio de la ponencia:

[…]

Para empezar, quiero decir que yo no creo (y lo digo con la mano en el corazón) que ninguno de ustedes sea bloguero, ni tampoco blogger. Tengo pensado hablar muy mal de toda esa gente, y quiero congraciarme con el público antes de comenzar. Ustedes, para mí, no son blogueros, ni son bloggers.

[Casciari – La muerte de los blogs]

Y durante los minutos siguientes fue destrozando uno por uno y de forma tan irónica que quizás ninguno de los presentes sería capaz de rebatir, los grandes dogmas en los que se ha apoya la supuesta revolución de los blogs de los últimos años y en torno a los cuales se han realizado cientos de conferencias, reuniones y charlas.

Al final todo el mundo se levantó a aplaudir la fábula porque cualquier persona con dos dedos de frente sabía que lo que acababa de escuchar rebosaba calidad por cada punto y seguido. Pero muy pocos fueron hacia atrás en el tiempo entendiendo como moraleja que por encima de la predicción de “la muerte del concepto blog” quizás llevamos años dándonos golpes de pecho por algo que sólo existe en nuestras cabezas.

Julio Alonso, director de Weblogs SL (la red de blogs comerciales más importante de España) dijo también en tono de humor sobre una entrevista que le habían hecho en Baquia que era agradable ir a un sitio donde no tuvieras que responder a la pregunta de “qué es un blog”.

No parece fuera de lugar que si vamos a hablar de que algo se muere, sepamos exactamente qué es lo que se muere (no sea que nos hagamos uno y a los dos días al carajo).

blogs.jpg

(foto de anniemole)

¿Qué es un blog?

Un sitio que ofrece anotaciones ordenadas de forma cronológicamente inversa.

Vale, entonces Yonkis.com lleva siendo un blog desde años antes de esta revolución.

No, pero es que tiene que ofrecer la posibilidad de que sus visitantes dejen comentarios.

Vale, pues entonces Microsiervos, el blog más importante de España según casi todos los ránkings no es un blog.

Bueno, a ver, es una web que esté hecha con un gestor de contenidos orientado exclusivamente a la publicación de un diario online como WordPress, Movable Type o Blogger.

Vale, entonces Error500 y Kriptópolis no son blogs porque están desarrollados en Drupal, CMS orientado al desarrollo de páginas web en general.

Pero según la Wikipedia los blogs no tienen un soporte económico como por ejemplo los periódicos digitales.

Listado de redes de blogs comerciales en España.

Vale leñe, pues no sé lo que es exactamente un blog.

Enhorabuena, yo tampoco aunque soy el primero que dice que tiene uno y que además se llama Blogoff. Aunque de aquí en adelante al mencionar blog haré uso sobretodo de la tercera acepción.

Por encima de los blogs: la web 2.0.

Es curioso (no tanto para los conscientes de mi nula capacidad como visionario) pero fuí de los primeros que se partía de risa al oir hablar de la Web 2.0 y de hecho siempre me resistí a poner la categoría o etiqueta de “Web 2.0” en el blog para clasificar allí determinados artículos. Prefería hablar de redes sociales, de herramientas online o incluso de blogs que de algo tan amplio como la Web 2.0.

Al día de hoy le veo mucho más sentido hablar de Web 2.0 que hablar de esas otras cosas. La mejor definición de Web 2.0 sigue siendo para mí aquella de “vosotros creáis los contenidos, nosotros nos quedamos con el dinero” pero enlazando con el tema de los blogs creo que la diferencia de 6 años a esta parte es que actualmente una persona puede hacerse un espacio en la red en 5 minutos sin tener más conocimientos informáticos que los necesarios para escribir un documento de Word.

Esa ha sido la revolución.

La forma que tome ese espacio puede ser de lo más variopinta: desde el clásico Espacio de Messenger, hasta los más modernos Tuenti o Facebook pasando por los blogs de Blogger o WordPress, o por los Tumbleblogs de Tumblr, por los Fotologs, los Metroflogs, los Videoblogs apoyados en YouTube o incluso hacer sencillamente un Feevy con sitios que te gustan. Pero lo que importa no es la forma, es el fondo. Hoy en día (y en nuestro país, no lo olvidemos) cualquiera puede tener voz en internet si se lo plantea.

Por lo tanto cuando hablamos de la muerte de los blogs ¿de qué hablamos exactamente?. Quizás sí que hay una tendencia a que la gente en España se haga menos blogs en Blogger, en WordPress y haya dejado de lado esa posibilidad en favor de Tuentis y Fotologs.

Lejos de preocuparnos por eso, deberíamos estar agradecidos de la “limpieza” que están haciendo las redes sociales en nuestra supuesta, inmaculada y endógena blogosfera. Los usuarios que que no tienen nada que decir pero que quieren estar en internet ya no necesitan hacer grandes post, ahora les basta con hacer microblogging (que como dice Yoriento cuando añades “ing” al final subes el caché).

La gente siempre se ha quejado de que en el mundo de los blogs había mucha morralla, mucha gente que no tenía nada que decir y sólo escribía tonterías. Partiendo de la base de que a mí eso nunca me supuso un problema (si algo no me gustaba no lo leía y punto), muchas de esas personas a las que a pesar de la sencillez de uso, Blogger les resultaba pesado han encontrado en las redes sociales la respuesta a sus necesidades. Lo único que querían era subir una foto, un vídeo o una frase bonita.

notfamous.jpg

(foto de abennet96)

Pues ahí llegaron Twitter, Tuenti y Tumblr servicios que mantenían la simplicidad de uso para principiantes informáticos y a la vez proporcionaban una simplicidad de resultados espectacular. ¿No os resulta curioso que hace 6 años para hacer una página en PHP y MySQL tenías que darte un curro del copón y ahora nos quejamos de WordPress porque hay que actualizarlo demasiado a menudo?

Si entendemos por blog su acepción más amplia (que como comenté arriba da lugar a bastantes equívocos) no puedo decir nada más que estamos a años luz de la desaparición de los blogs: cada vez hay más y mejores alternativas para hacerte un espacio en la red y lo mejor de todo, cada vez más centradas en las necesidades de cada uno. De hecho, estas últimas ideas estaban bien claras en la charla de Hernán:

Se está produciendo ahora mismo esa desbandada. Gracias a dios, la gente que no tiene nada para decir ahora lo dice en Twitter y en Facebook. ¡Ah, qué tranquilidad, qué descanso! Ya no son blogueros, sino twiteros o algo parecido.

[Casciari – La muerte de los blogs]

Yo y mi chalet

Es como si viviéramos en un mundo sin casas donde a alguien un día le da por inventar el chalet. Y nos hacemos todos uno. Se hablá de “La revolución” del chalet, se organiza el Beers&Chalets donde gente que no tiene nada más en común que tener la misma estructura de casa habla de lo chulo que es tener un jardín y la cocina separada del salón, o de lo bonito que le ha quedado el chalet a fulanito, o de si menganito ha decidido dejar de hacer fiestas en el suyo.

Luego la cosa se magnifica tanto que ya algunos empiezan a comentar cosas como que a la gente se le queda el chalet grande, o que para cómo lo tiene mejor no se hubiera hecho un chalet. Así que aparecen los pisos, los pisos compartidos, los adosados, los hoteles, los apartahoteles, las residencias de estudiantes y las chabolas y no sólo la gente emigra de los chalets a esos sitios sino que gente que aún vivía en la calle ve en estas nuevas estructuras algo más acorde a sus necesidades.

Una pena porque los que tenemos el chalet ya no nos sentimos tan molones. Ahora al lado de nuestro Beers&Chalets habitual se celebra un Beers&Apartahoteles al que no estamos invitados. La última página del periódico de turno en lugar del hablar del chalet con más metros cuadrados habla del piso más pequeño del mundo.

Y entonces ya está armada: la crisis de los chalets o lo que es peor, la muerte de los mismos cuando a lo que estamos asistiendo es a la maravillosa revolución de la vivienda.

Jode mucho dejar de ser especial sobretodo porque hay mucha gente que no tenía nada más de que hablar que sobre lo especial que éramos. No lo éramos. Vivíamos bajo techo, como ahora hacen todo los demás y aquellos a los que vivir bajo techo les dio para escribir obras de proporciones bíblicas ahora se aburren en su jardín y en su cocina separada del salón. Quizás la casa se les haya quedado grande, quizás deberían pensar en pasarse a un piso compartido.

Nunca fuimos tan importantes como nos quisieron hacer creer, como quisimos ser, esa es la realidad.

Pero siempre habrá alguien a quien el Tumblr, el Twitter y el Facebook se les queden pequeños. Alguien que verdaderamente está hecho para vivir donde vive y ofrece contenidos de calidad más allá de las modas. Si te parece que eso no es así es porque quizás te fijaste en los chalets equivocados.

Renueva tu blogroll:

1. Mi mesa cojea

2. Kabytes

3. Carlos Leopoldo

4. Alt-Tab

5. Recién Oido

6. Pons Asinorum

7. Maikelnai’s

8. theError

9. Descubrimientos de un Netambulo

10. Peinate que viene gente

Y así muchos más. Hay mucha calidad ahí fuera, y mucha que vendrá.

Si hubiera estado en el EBE me hubiera levantado y aplaudido a Hernán con todos mis fuerzas. Pero sinceramente, me hubiera quedado un regustillo amargo, de los que sólo consiguen dejarte aquellos que saben mucho mucho más que tú. Y que además lo dicen con acento argentino.

Un blog es una herramienta de trabajo, nada más. Y no es revolucionaria ni es fenomenal. Es útil para el que tenga algo que decir. Para lo demás, habrá siempre nuevas modas.

[Casciari – La muerte de los blogs]

Los blogs sólo morirán en las cabezas de aquellos incapaces de digerir esta brutal afirmación.

, , , , ,

16 Respuestas a Los blogs no se mueren: autocrítica del bolígrafo inteligente

  1. Yoriento Diciembre 26, 2008 en 7:58 pm #

    Impresionante reflexión, tanto que aún estoy rumiándola. Me da la impresión de que todos dedicamos mucho tiempo a buscar nombres y a debatir definiciones de las cosas, llamémosle blogs, en lugar de centrarnos en las funciones y los efectos de esas.

    ¿Hay más gente escribiendo coas y leyendo las cosas que otros escriben, y viendo menos la tele? Sí.

    ¿Hay más gente esforzándose por decir algo digno de ser leído o de ser reído, y más gente comentando, valorando, interactuando y aprendiendo, en lugar de estar viendo la tele? Sí

    ¿Hay más gente tuiteando, facebookeando, tuentaido y youtubeando sobre lo que se escribe en los blogs, en lugar de estar viendo la tele? Sí.

    ¿Es mejor un mundo con blogs en el que se escribe, se opina, se analiza, se enlaza, y se establecen relaciones en red? Se me ve el plumero, no? Cachis ;-)

  2. mmadrigal Diciembre 26, 2008 en 8:29 pm #

    Pues yo estoy de acuerdo en algunas cosas, pero no en todas
    ¿Qué es eso de que la gente que no tiene nada que decir se va a una red social? y ¿Qué es eso de que un blog es sólo útil si tienes algo que decir?
    ¿Quién decide que es lo que hay que decir y donde?
    ¿Mejor pocos que muchos? ¿Pero no era al revés?
    En fin

  3. Kids Diciembre 26, 2008 en 8:46 pm #

    Por mí no es cuestión de muchos o pocos, es cuestión de que cada uno esté feliz con su sitio en la web y ahora tenemos más oportunidades que nunca para encontrarlo.

  4. Doctor Mapache Diciembre 27, 2008 en 1:54 am #

    Por que me da la ligera sensación de que este tipo es un gurulollas de mucho cuidado.

  5. Netámbulo Diciembre 27, 2008 en 2:35 am #

    Yo sí que me levanto ante un post tan magnifico. Clap, clap, clap, clap.

    Enorme, Kids.
    Feliz Navidad.

    J.

  6. Maikelnai Diciembre 27, 2008 en 12:32 pm #

    Geenial entrada. yo tuve la suerte de oir a Casciari en el EBE y de oir el podcast de la entrevista que le hiciste y estoy de acuerdo con su punto de vista. No me preocupa que el twenty o el twitter acaben con el blog, yo he encontrado en esta herramienta el marco idoneo para expresarme, y el twitter me sirve nada mas para enviar enlaces o colocar citas que no se merecen un post. Así que ¿quién dijo miedo?

    Y muchas gracias por citarme entre los blogs a añadir en blogrolls necesitados de renovación ;-)

  7. aat28 Diciembre 27, 2008 en 2:42 pm #

    Excelente reflexión, estoy totalmente de acuerdo , el blog es el medio, una forma forma de hacer contenidos. El problema es que había muchos blogs sin contenidos. Y para poner “anotaciones ” tipo post-it en la red ahora hay otros sitios.
    A mi me gustan los tratados, teoremas, novelas largas, historias contundentes y los blogs con conetnidos que no mueren porque la gente trabaja en ellos, para los post-it ya tengo la puerta de mi nevera que cualquier día la conecto a la red, a twitter, tuenti y timilares.

  8. Nimbusaeta Diciembre 27, 2008 en 2:49 pm #

    Me ha gustado mucho tu reflexión y tu metáfora de los chalets. Lo bueno es que ahora uno puede tener varias viviendas, cada una para cada tipo de necesidad, y así usamos el blog, twitter y tuenti a la vez para expresar cosas distintas.

  9. Serlio Diciembre 27, 2008 en 7:05 pm #

    A mí me parece una reflexión muy buena, pero para ser sincero siempre me ha ¿fascinado? ¿alucinado? la cantidad de frases que la blogosfera se dedica a sí misma, para nunca llegar a ningún sitio. Hay quien a esto le llama la ombligosfera, adjetivo que me hace gracia porque describe muy bien una gran cantidad de blogs (no todos, por fortuna). Yo prefiero llamarle la aburridosfera, porque hace falta un inmenso aburrimiento colectivo acumulado para que tenga lugar un debate de tan grandes proporciones y tan poca chicha. Y no es mi intención ofender ni insultar a nadie, de hecho yo estoy ahora mismo dedicándole un enorme párrafo a algo que ni me va ni me viene, sencillamente porque en este momento estoy muy aburrido.

    Aprovecho para lanzar mis eternas preguntas: ¿Por qué los foros no son web 2.0? ¿Por qué ningún gurú habla nunca del papel de los foros en Internet? ¿Por qué Facebook, Twitter, Youtube o WordPress acaparan portadas pero phpBB es como si sencillamente no existiera? En fin, cosas como estas me hacen pensar que la web 2.0 no es otra cosa que una moda y un término utilizado y manoseado para que los charlatanes ganen dinero, nada más.

    En fin, me ha salido el comentario incendiario, lo siento, por favor, no me toméis en serio ni busquéis mala intención en mis palabras. Insisto, solo estoy aburrido.

  10. Juan Francisco Diciembre 27, 2008 en 7:25 pm #

    Querido amigo, (así te considero por la familiaridad que me da el recibir en mi correo puntualmente, tus comentarios), suscribo todo lo que dices, aunque no mencionas, que muchos de los supuestos blogueros, acudieron a esta herramienta con la ambición de unas supuestas ganancias que se hacían en Internet con las páginas Web.
    De pronto, gente que en realidad, no tenían, (ni tienen), nada que aportar se subió al carro, pero….el tiempo pone a cada uno en su sitio.
    Ja, ja, ja, ganar dinero en esto…….si el tiempo y el coste de oportunidad de cada inversión en una página, se valora, más valía que se hubieran comprado letras del tesoro, que por poco que les rente……
    He utilizado muchos de los consejos que habitualmente insertas en tus entradas.
    Agradezco y reconozco como muy buena, la labor didáctica y divulgativa de blogoff.
    Esta página es un buen ejemplo de las cosas buenas de Internet, de lo que da fe la categoría de los comentarios, que leo con tanta atención, como las entradas.
    Saludos.
    Juan Francisco.

  11. Guillermo Diciembre 27, 2008 en 8:39 pm #

    Pero siempre habrá alguien a quien el Tumblr, el Twitter y el Facebook se les queden pequeños. Alguien que verdaderamente está hecho para vivir donde vive y ofrece contenidos de calidad más allá de las modas. Si te parece que eso no es así es porque quizás te fijaste en los chalets equivocados.

    Fantástico.

  12. Carlos_Arias Diciembre 29, 2008 en 11:25 am #

    Me ha encantado el símil de la vivienda. Como dices, ¿qué importa si vivimos en un chalet, un piso compartido o una chabola? Lo importante es la revolución de la vivenda…

  13. Sruc Diciembre 31, 2008 en 3:29 pm #

    Maravilloso. Espléndido.

    Lo mejor que he leído en mucho tiempo.

  14. Joseé Febrero 11, 2009 en 4:52 pm #

    No sé qué hace Peinate ahí, pero se agradece la mención (aprovecho los restantes nueve recomendados para seguir viaje conociendo gente nueva, que siempre hace bien).

    Suscribo al contenido y al enfoque del post; muy cierto lo que has expuesto. Y lo de Hernán, bueno, a tino con su buen ojo para encontrarle la punta al ovillo con el que nos enredamos todos -sí: le tengo demasiada estima como para que no sonar obsecuente-.

    Un abrazo grande y que estén bien, un gusto encontrarme con este espacio.

    José.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bitacoras.com - Diciembre 26, 2008

    Información Bitacoras.com…

    Si lo deseas, puedes hacer click para valorar este post en Bitacoras.com. Gracias….

  2. Peinate que viene gente - Febrero 11, 2009

    Fenómenos: Hernán Casciari…

    Fotos: Gabriela Halac y Octavio Cosacov.
    Feria del Libro cordobesa; veinte días desde que arrancó septiembre. Un puñado de almas se acomoda en una sala chorizo que ha visto pasar en las últimas jornadas a una procesión de gente que respondió a la…